Por Daniel Fajardo

A todos quienes buscamos una oportunidad en los medios de comunicación, nos llega el momento de debutar con una columna en un diario, con una participación en un programa de Tv o una colaboración en radio y una de las primeros retos que se tienen que superar se llama originalidad.

Antes que nada debemos tomar en cuenta que cualquier persona que trabaje en un medio de comunicación deberá prepararse, entre muchas cosas en manejo de inteligencia emocional, por el hecho de ser publicado, aparecer en la Tv o escucharte en radio, debes estar consciente de que serás blanco de críticas pero en particular de comparaciones.

Ser Original no es crear, es hacer algo diferente.

Es complicado hablar de originalidad cuando has construido tu propuesta, en gran parte de manera inconsciente, de modelos con los que creciste y que sirvieron en algún momento de pretexto para crear algo nuevo (inspiración).
Ningún formato en medios podrá defender no tener esencia de alguna otra propuesta, la diferencia es que hubo un factor que se hizo distinto y la catapultó hacia el éxito, ¿cuál es ese ingrediente? Se llama creatividad.
Hacer lo mismo pero de una manera diferente nos hace ser creativos, presentar una propuesta distinta de algo que ya existe es viable y muy aplaudido por productores y editores de medios ya que es verdad, afortunada o desafortunadamente existen fórmulas comprobadas de éxito, formatos que la mayoría de los ejecutivos en los medios prefieren seguir como tendencia para mantenerse en la línea del éxito y es algo que debemos considerar seriamente al diseñar una propuesta la cual no está peleada con la originalidad y el talento.
De ahí el siguiente paso, la credibilidad.

Evalúa y trabaja tu manera de comunicar

Ser congruente en tu propuesta implica simplemente que los receptores te lo crean, diseñarte tu propio personaje que a través de imagen, sonido o texto suene a alguién diferente, Tú, y no la copia de otro.
Como en todo mensaje el cómo (forma) cuenta mucho, una vez que definas lo que quieres hacer (no importa si es un formato que ya existe) de una manera diferente (creatividad), trabaja la forma en que ese mensaje sea una expresión auténtica de lo que quieres decir, tu forma de ver el mundo y la manera de comunicarlo (congruencia), si conjuntas estos elementos en tu propuesta quizás al inicio seas comparado, es un proceso normal porque las otras propuestas son un referente en el umbral del cerebro, pero después, si tu propuesta tiene forma y personalidad, se llega al segundo nivel, donde te distingues del otro y esos puntos en comparación, en lugar de ser tus puntos débiles (como le pasa a las propuestas que son una copia) serán tus fortalezas.