La centralización del poder en las organizaciones es un problema en dos sentidos. Cuando en la organización una sola persona acumula el control y no permite que los demás actúen como también una persona delega tanto que de manera irresponsable decide no tener supervisión de la calidad de los procesos de la organización. Ambas son campos de trabajo del consultor organizacional.

Daniel Fajardo